El estudio de diseño gráfico Atolón de Mororoa viajó a dar un taller en Perú y nos trajo el propio álbum de fotos de gira

 TEXTO → FERMÍN SOLANA

En Nuevos Atletas seguimos con atención sus trabajos → ACÁ  Por eso cuando supimos que viajaban a Lima y Cusco les pedimos que traigan souvenirs.

 

Presentación de los protagonistas:

“Con Atolón de Mororoa estamos hace 7 años trabajando sin parar juntos en una misma mesa, diseñando libros, discos, afiches, tipografías, identidades, pintando muros y más cosas.
Desde hace algunos años nos empezaron a invitar a hablar en diversos ámbitos sobre el trabajo que hacemos.
Hace poco más de un mes fuimos a Lima en el marco del LADFest, un festival de diseño gráfico, donde dimos un taller de identidad en una universidad y hablamos en el Teatro Municipal de Lima, un lugar parecido al  Teatro Solís.
El Festival duró 3 días, nos quedamos en un hotel de la organización, después en un hostel, después algunos volvimos y otros siguieron a Cusco y Machu Pichu”.

 

↳ Los taxis usan la pipa de Nike.

 

Algunas de Lima:

→ El mejor ceviche que comimos fue en el Canta Rana. Muy simple. Pescado, papa dulce, maíz, media palta y alcaparras.

→ Esperábamos ver varios perros pelados. Vimos solo dos. Uno en un hostel en Lima donde nos quedamos. El lugar se llamaba En honor al perro. El can era el anfitrión, te recibía, te llevaba a la recepción y después se quedaba descansando en el sillón.

→ Estuvimos curtiendo bastante con (el diseñador peruano) Elliot Tupac. Su padre es uno de los creadores de lo que llaman carteles chicha. Hacían los afiches para las bandas de chicha (fusión de ritmos tropicales con música andina) en los 70s, el siguió con ese legado y lo llevó un paso más allá de los carteles.

→ Nos habían dicho que tengamos cuidado con los tacheros allá. No hicimos caso hasta que a un mexicano que asistió al taller esa noche se emborrachó, se tomó un taxi, el taxista lo llevó por cualquier lado, lo bajó junto a 3 locos más, le robaron todo y lo cagaron a piñas. 

→ El receptionista gay con mucho maquillaje del hotel, a los días que nos fuimos, agregó al Tony al facebook.

→ Fuimos a varias sandwicherías. La que repetimos fue La Lucha donde nos partimos la boca varias veces. Queda en La Plaza Kennedy donde viven gatos salvajes.

→ Tomamos mucha cerveza Cusqueña. Nos reímos del nombre cada vez que la pedimos.

→ Buenas cosas que comimos y tomamos aparte del ceviche: taku taku, lomo saltado, causa, flores de cactus, cazuela de mondongo con morcilla, anticuchos, chicharrones, papas a la huancaína, trucha, rocoto, chicha morada.

→ Nadie de la organización sabía de la existencia de bandas sesenteras locales que nosotros adoramos como Los Destellos, Los Mirlos o Juaneco y su Combo. La última noche nos llevaron a una fiesta de electrocumbia. Cuando llegamos, tocaban Los Mirlos.

→ Zelmar fue a lo de Andrés Tapia, coleccionista de discos de Perú, a llevarle un cargamento de discos de Leito, bajista de Motosierra, para transar. Hicieron vía skype la transa de los discos. Duró una hora, hubo discusiones y tensiones, pero ambos quedaron contentos con los botines. 

Se manejaron discos de: Los Yorks, Traffic Sound, Los Shains, Genesis (la banda uruguaya), el compilado uruguayo de los 70s "14 Hits para Hot Pants", Los Doltons, Días de Blues, Los Shakers.

 

↳ El perro pelado de Perú.

 

Algunas de Cusco:

→ Le dimos abundante a la hoja de coca en todas sus formas (pastillas, mate, chachando y mascando) para poder evadir los efectos de la altura y llegar a Machu Pichu sin problemas. Andy no la ingería.

→ Encontramos un museo de plantas sagradas donde se podía comprar ayahuasca, san pedro y otras muchas plantas alucinógenas.

→ En la plaza ofrecen masajes terapéuticos, pero en realidad son prostitutas.

→ Venden maíz en la calle en vez de garrapiñada, está increíble y tiene la misma forma.

→ Machu Pichu temprano en esta época es una nube, no se ve nada y no tiene nada que ver a las fotos que vemos en Google. El guía terminó el paseo contándonos que mucha gente se moría en Machu Pichu,  por ataques cardíacos o sacándose selfies y cayendo por las montañas.

→ Fuimos en una camioneta subiendo entre las nubes a 4500 mts. de altura mientras varios pasajeros iban vomitando en el camino. Llevamos una pomada china de menta que nos salvó de entrar a hacer arcadas.

 

↳ Carteles Chicha llegando a Cusco.

 

↳ Caminando 3 horas por las vías de tren bajo la lluvia.

 

↳ Los Mirlos haciendo pirar a la multitud, recordaban su visita a Uruguay. Mandaron un saludo y dijeron que les dimos cerveza caliente.

 

↳ Vista de la habitación en Aguas Calientes, horas antes de partir a las ruinas.

 

↳ La medicina, Coca.

 

↳ Salchipapa, el mejor plato de República.

 

↳ El Artigas de Cusco.

 

↳ En el LADFest